Necesito un problema

A mí me gusta tanto el chocolate como a mi cerebro los problemas. Parece que necesita tener uno para sobrevivir.

Como él es un poco glotón, si no encuentra un problema grande lo que hace es agarrar un problemita chico, casi insignificante, y se dedica a agrandarlo y a hacerlo cada vez más importante. Como sabe que hay que digerirlo bien, se lo queda masticando durante mucho tiempo, y yo tengo que aguantar que ese problema esté dando vueltas por mi cerebro por bastante tiempo.

Cuando aparece un problema más grande y más apetitoso para mi cerebro, lo que hace es escupir ese problema insignificante. Recién en ese momento se dá cuenta que no tenía sentido andar masticando ese problema por tanto tiempo.

El otro día se me ocurrió hacerle un desafío. A partir de ahora intentaré comer menos chocolate y más verduras, y él se alimentará menos de problemas y más de momentos alegres.

12 comentarios:

  1. A tu cerebro le pasa como a uno que yo conocí, que cuando le dolía la cabeza se ponía un clavo en el zapato y cambiaba de dolor. Abrazos saltarines

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Puede ser una buena táctica, pero no le veo mucho futuro. Es como al que le duele el dedo, y para que no le duela más, se corta la mano.

      Eliminar
  2. Me pusiste a pensar .........amo el chocolate !!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uno de los más grandes elogios que alguien me puede hacer con este blog.

      Eliminar
  3. Lo de los problemas debe ser un mal generalizado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Imaginate por un segundo, o por un poco más también, que lo gereralizado fuese pensar principalmente en cosas alegres...cuánto cambiaría todo!

      Eliminar
  4. Naaaaa!!! Lo mejor es un equilibrio!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exacto! Una dieta balanceada, un poco de problemas por acá, otro tanto de alegrías por allá.

      Eliminar
  5. Respuestas
    1. Me parece que se me fué la mano con mi promesa, no? Espero no arrepentirme.

      Además, ahora que lo pienso, era el chocolate el que me sacaba de mis problemas!

      Eliminar
  6. Un amigo tiene una fabrica de chocolate... siempre me quiere regalar y le digo que no como chocolate, cuando lo cuento la gente se me enoja... los mejores problemas son las mujeres y los autos...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tengo un problema, los autos no me gustan, y las mujeres me gustan demasiado.

      Eliminar

Sería un placer saber qué pensás sobre lo que acabás de leer.

¿Te gusta este Blog?